martes, 7 de febrero de 2017

La leyenda de Selene y el gato


Nota: Relato presentado a un concurso de la comunidad "Relatos Compulsivos".

_________________________

Se cuenta que en el principio de los tiempos, cuando los continentes eran uno, la diosa Luna se asomaba todas las noches al inmenso espejo de aguas calmas que por entonces era el mar para ver reflejada su hermosura de plata.
Selene, que así se llamaba la diosa, era bellísima, como se ha dicho, pero se sentía muy sola en su viaje a través del cielo estrellado, así que buscó compañía entre los animales que poblaban la Madre Tierra, eligiendo un gatito de pelo dorado y rayas oscuras. El gatito se sintió inmensamente feliz; también él se encontraba muy solo y con gusto caminó desde entonces junto Selene, durmiéndose hecho un ovillo allí donde el amanecer lo pillaba a la espera del regreso de su ama. Y los días dieron paso a las semanas, y los meses a los años, hasta que una aciaga noche el gatito llegó a la orilla del mar, y como vio que Selene continuaba su camino, no dudó en lanzarse a él, ahogándose sin que las pálidas manos de la diosa pudieran evitarlo.
Abrumada por la pérdida, Selene lloró la primera tormenta que conoció el mundo, y en un supremo acto de amor, entregó su belleza a cambio de que el espíritu del gatito viviera para siempre en el mar donde encontró la muerte, transformándose la diosa en la Luna que hoy conocemos.
Desde ese día de magia y sacrificio, el mar a veces es un remanso de paz, mostrándose en otras irascible como el gato que en él habita. Y por eso juega con los barcos como si fueran madejas de lana, o cubre con cortinas de agua y espuma las enhiestas estructuras de los faros, en un vano intento de atrapar con sus zarpas la luz que emiten las linternas.
Esta leyenda puede ser verdad, o las palabras de un cuentacuentos para una tarde lluviosa de invierno al calor del hogar, pero mientras lo piensas, amigo lector, en algún lugar del mundo el gatito curva complacido el lomo ante la vuelta de su ama, y los pescadores salen a faenar aprovechando la pleamar.


B.A.: 2.017
Safe Creative #1702140733778

18 comentarios:

  1. ¡Qué leyenda tan hermosa!, Bruno. Narrada con una emoción épica estupenda y muy acertada. ¡Suerte en el concurso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias David por tus palabras de ánimo. Espero tener suerte en el concurso pero la competencia es dura.
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Cada vez me gustan este tipo de escritos. Fantasía, y al mismo tiempo leyenda pero me hace volver a mi niñez y a quién no le gusta revivirlo? Los acontecimientos se viven con más intensidad y así he vivido tu escrito, con intensidad buena.
    Un saludo! Me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que te haya gustado tanto este pequeño cuento; gracias por pasarte por mi pequeño rincón y comentar.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Me ha encantado Bruno, Enhorabuena! Es un relato fantástico con ese sabor a historia contada alrededor de una chimenea, como bien dices. Que tengas mucha suerte en el concurso! ; )

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Ramón. Estoy inmerso en una extensa obra de ciencia ficción, y me apetecía cambiar un poco el registro aprovechando este concurso de microrrelatos; un cuento siempre es bien recibido. ¿A que estás de acuerdo conmigo?
      Un saludo.

      Eliminar
  4. Esta pausa en tu producción espacial es de lo más acertada. Me ha gustado bastante la verdad, da la sensación de que, sin haber leído los otros relatos del concurso, mereces ganarlo. Siempre es un placer leerte entre los terrenos de la magia y la fantasía, ve sacándote de la chistera más historias de magos eh jejeje.

    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias José Carlos. La verdad es que es bueno cambiar de registro de vez en cuando, y aproveché el concurso para desarrollar esta fantasía.
      Un saludo.

      Eliminar
  5. Qué bueno eres, compañero. La has narrado con un gusto exquisito, manejando el lenguaje como tú sabes para dar ese aire de leyenda eterna, romántica. No es el contenido (que también) sino esa forma de contarlo, lo que hace especial a tu relato. Me ha gustado mucho. Te felicito y te deseo suerte. Te la mereces. Un fuerte abrazo y, nos vemos en Rebis
    ... Selene y el gato del mar... Ja, ja. Muy bueno, amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad, amigo Isidoro, es que he quedado satisfecho con el resultado. Me alegro de que te haya gustado; así el esfuerzo haya valido la pena.
      Un abrazo, compañero.

      Eliminar
    2. Ahora entiendo esos arrebatos que le dan a la Mar de vez en cuando, claro, es el espíritu gatuno que habita en ella. Bonita leyenda Bruno. Mucha suerte en el concurso.

      Eliminar
    3. Gracias Jorge. Me alegro de que hayas disfrutado con mi leyenda gatuna.
      Un abrazo.

      Eliminar
  6. Es una leyenda preciosa. Me has dejado ronroneando como el gato a las olas.
    Muy bonito.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias María, y ten cuidado con el mar, no vayas a caer en él como nuestro gatito.
      Un abrazo.

      Eliminar
  7. Muy bella leyenda con la narracióm acertada para transportanos a una época en la que la magia existía.
    Abrazo, compañero!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Federico. Un placer tenerte por mi rinconcito.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Qué hermosura! Me encantó la leyenda y la narración ha sido de lo más acertada. Ojalá nos sigas regalando más leyendas, la magia de ese pensamiento que era nuestro razonamiento siglos atrás.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Mirna. De vez en cuando consigo enlazar estos relatos de corte legendario. Me alegro de que lo hayas disfrutado.
      Un abrazo.

      Eliminar